Corrientes, jueves 28 de mayo de 2020

Política Corrientes

Salud entregó elementos de protección de Covid-19 a la Policía de la Provincia

21-05-2020
COMPARTIR     
 5000 protectores faciales, 7500 litros de solución desinfectante, 1200 frascos de alcohol glicerado y 770 frascos de repelentes, fueron otorgados para ser utilizados por los efectivos de la fuerza.

En el marco de l Covid-19 y al Dengue, el ministro de Salud Pública de la Provincia, Ricardo Cardozo, entregó hoy a la Policía de Corrientes distintos elementos de protección que serán utilizados por los agentes de la fuerza.

La entrega, que se realizó en el patio de la Jefatura de la Policía de Corrientes, contó con la presencia del ministro de Seguridad de la Provincia, Juan José López Desimoni y el jefe de la Policía, Félix Barboza, quien recibió la donación; y funcionarios de la fuerza policial.

En detalle, Salud Pública entregó 5000 protectores faciales, 7500 litros de solución desinfectante, 1200 frascos de alcohol glicerado y 770 frascos de repelentes. Esto se suma a los 2000 litros de solución desinfectante que se entregan a la fuerza por semana, desde que se inició la pandemia.

“La entrega de estos elementos de protección lo determinamos desde el Salud Pública con el fin de colaborar con la cartera de Seguridad, concretamente con la Policía y por instrucciones del gobernador Gustavo Valdés”, dijo el ministro Ricardo Cardozo.

“Si bien todo el Gobierno está comprometido en el trabajo, en esta lucha en la prevención, tratamiento y el control de la pandemia, quiero destacar que existen dos ministerios que están a la cabeza de este tipo de actividades, arriesgándose, trabajando inclusive fuera de horario y de manera cotidiana, haciendo un esfuerzo por la sociedad de Corrientes y son los ministerios de Seguridad y el de Salud Pública”, remarcó.

 Cardozo agradeció “la colaboración y el sentido del trabajo mancomunado de la Policía” y citó como ejemplo varios lugares que “demuestran que venimos trabajando codo a codo de manera colaborativa y eficiente: el puente la penitenciaria, en lo que será el próximo hospital penal y en las calles de la ciudad”.

Ejemplificó con el caso del  bloque que se realizó tiempo atrás en el barrio San Marcos “con todo el costo político y social que ello implicó, pero que ni a la Policía, ni a Salud y ni al Gobierno le temblaron las manos para tomar esa decisión y poder evitar así la propagación del Covid-19”.