SECCIONES

PORTADA
POLÍTICA
ECONOMÍA
SOCIEDAD
UNIVERSIDAD
OPINION
ESPECIALES
HISTORIETA
MOMARANDU

SUPLEMENTOS

Suplemento de Cultura y Espectáculos Suplemento de Deportes Poesía, arte y literatura del Mercosur Galerías de fotos

CONTACTOS

CORREO DE LECTORES
ESCRÍBANOS

Cultura & Espectaculo Martes 01 de diciembre de 2003 
Ángel Quintela

“Una experiencia fascinante”
"En el aspecto humano, fue extenuante", afirmó Angel Quintela sobre por sus impresiones luego de la filmación del cortometraje "El señor de los pájaros".


Otros títulos
“Instantáneas” exposición de fotografías de Victoria Bonczok
Jorge Alarcón presenta su primer libro de poemas “Inhabitable”
Circuito Universitario de Música Independiente en el CCU
Prestigiosos narradores regionales darán conferencia inaugural en la Feria Provincial del libro
Desopilante comedia italiana en La Mariño
Play Semana de Videoarte
Así las cosas, "fue muy interesante", agregó, en forma inmediata, con lo cual se mostró definitivamente satisfecho de su trabajo y del resto del equipo de filmación .

Sobre su papel, lo definió como co protagónico, junto a otros tres actores, entre ellos Aníbal Maldonado. Quintela encarnó a un cazador de aves y recolector de plumas en los esteros, quien tiene un encuentro fortuito con el Pombero, mítico personaje del monte correntino, protagonista de legendarias correrías.

Lo difícil de la filmación, recordó Quintela, fueron principalmente las tomas realizadas sobre un embalzado, donde además de ser difícil caminar, fue aún más instalar el equipo de rodaje, sonido e iluminación.

Otras tomas también fueron realizadas en el monte y en un rancho, todo ello en Colonia Carlos Pellegrini. "Algunas veces había que actuar de 10 a 19 de corrido", comentó nuestro entrevistado. Otras veces, de noche o al alba.

Según comentó, las tomas en exterior y la exposición a un medio ambiente tan natural marcaron la diferencia entre su trabajo habitual en actuación, presentado numerosas veces en teatro.

Sobre su papel en la cinta, Quintela no sintió la necesidad de desarrollar el personaje con el director: "No había mucho diálogo, pero sí muchas escenas de cacería y peleas", por lo cual el cazador que encarnó "juega mucho con el aspecto físico", por lo cual no parece que haya encontrado objeciones al guión de Camilo Gómez.

Sobre el Pombero, personaje en torno al cual gira la historia, Quintela adelantó que "se ve muy poco, apenas una mano y la copa del sombrero, así que cada uno podrá imaginarse por sí mismo qué aspecto tiene", comentó el actor.

Ahora que la filmación culminó Quintela se dedicará de lleno a su trabajo en el Instituto Nacional del Teatro, hasta que finalice su nombramiento en 2004, luego de lo cual piensa en estrenar teatro, proyectos de los cuales tiene varios, pero ninguno en concreto.

El actor resaltó la importancia de las subvenciones que brindó el Instituto Nacional de Cine y Artes Visuales para la concreción de este proyecto, con lo cual muy probablemente otros proyectos de similar naturaleza podrán llevarse a cabo en la provincia.