SECCIONES

PORTADA
POLÍTICA
ECONOMÍA
SOCIEDAD
UNIVERSIDAD
OPINION
ESPECIALES
HISTORIETA
MOMARANDU

SUPLEMENTOS

Suplemento de Cultura y Espectáculos Suplemento de Deportes Poesía, arte y literatura del Mercosur Galerías de fotos

CONTACTOS

CORREO DE LECTORES
ESCRÍBANOS

Cultura & Espectaculo Domingo 11 de setiembre de 2011 
La Vela Puerca y Ciro colmaron el Cocomarola de Rock
Los uruguayos de La Vela Puerca, y sobre el final Ciro y los Persas, desataron la euforia en al segunda noche de rock en el anfiteatro Cocomarola.


Notas relacionadas
La Aplanadora arrasó el Corrientes Rock
Quantum Quark: busca ser profeta en su tierra
Multitudinario “Microdancing” en el Corrientes Rock
Otros títulos
“Instantáneas” exposición de fotografías de Victoria Bonczok
Jorge Alarcón presenta su primer libro de poemas “Inhabitable”
Circuito Universitario de Música Independiente en el CCU
Prestigiosos narradores regionales darán conferencia inaugural en la Feria Provincial del libro
Desopilante comedia italiana en La Mariño
Play Semana de Videoarte
Antes pasaron LaDo20, Guauchos, 4CV y Néctar. De todo Corrientes, Misiones, Chaco y Formosa vinieron los fanáticos del Rock para vivir esta fiesta, que este domingo cierra su segunda edición con Nonpalidece y “la aplanadora del rock”: Divididos.

Por más de una hora tocaron Andrés Ciro y su banda de Persas arriba del escenario Sosa Cordero, en un sueño de rock que parecía salido de recitales de otros escenarios nacionales. Seguidores del rock de distintas latitudes, que vinieron a vivir un fin de semana intenso al Corrientes Rock, no se decepcionaron. Aún más, podría decirse que las expectativas de los organizadores se vieron superadas, con un anfiteatro repleto de bote a bote de un público ávido de Rock, que llegó para encontrar en esta segunda edición del festival un show que no tiene nada que envidiarle a cualquiera de una gran urbe.

Cuatro bandas regionales abrieron la tarde, que ya desde su inicio encontraba a un anfiteatro colmado a medias, para irse llenando poco a poco de gente y de expectativas ante la presentación de los uruguayos de La Vela y del ex cantante de los Piojos con su nueva banda: Ciro y los Persas.

La apertura fue de rock pesado, que encontró a sus exponentes en los misioneros de Néctar y en la banda del chaco, 4CV. Con letras que hablan de la tierra colorada, de los coatíes y de dinosaurios del metal, estas dos bandas mostraron que en la región el heavy metal no es una cuestión de unos pocos: cientos de seguidores de ambas bandas disfrutaron de la posibilidad de escuchar esta faceta del rock en el escenario de este festival.

En tercer lugar llegaron los formoseños de Guauchos, una banda que trasciende el rock para encontrarle una fusión, con una marcada identidad propia, en zambas y chacareras. Elogiados por el jurado y por la revista Rolling Stone – que en su último número le dedica un articulo especial a la banda – los Guauchos ofrecieron un espectáculo musical del nivel de los grandes. Hicieron temas propios, y conmovieron también con la versión cover de “Déjame que me vaya”, la tradicional chacarera fusionada con rock que penetró en el alma del anfiteatro repleto.

LaDo20 copó entonces el escenario. Con sus composiciones de vientos y percusión, trajeron ska, reggae, rock…pero también chamamés y cumbia. Esta banda de correntinos que viene ya transitando un largo camino en el rock de la región, dejó en claro que suenan mejor que nunca y mostraron lo mucho que han crecido.

Todo eso fue solamente el preludio de lo más esperado: los uruguayos más argentinos, La Vela Puerca. No hubo lanzadores de fuegos ni los malabaristas con los que los chicos de LVP suelen sorprender a su público, pero sí hubo mucha pasión en el escenario, y un anfiteatro entero vibrando con las historias de traficantes y crónicas sociales que los uruguayos tan bien saben contar. Candombe, Reggae, Rock y toda la garra charrúa, desplegó La Vela para la euforia de su público. “El Enano” (Sebastián Teseyra), el cantante de la banda, no dejó un centímetro de los 25 metros de escenario sin recorrer, mientras 10 mil personas lo acompañaron saltando y cantando sus temas en esta presentación – la primera de la banda este año en Argentina - .

A esa altura la noche hacía suponer que no cabía, en tantos cuerpos, más emociones. Sin embargo habría todavía mucho más. El ex cantante de los Piojos, ahora líder de una nueva banda, “Ciro y los Persas”, llegó para ponerle el broche de oro a la segunda noche de festival.

Por supuesto que sonaron las canciones de su disco Espejos, con los cuales no solo Ciro interactuó con el público, sino también Los Persas mostraron musicalmente porqué el ex piojo los eligió para conformar esta increíble banda. Y vinieron también los hits piojeros, infaltables: Agua, Ruleta Rusa, Desde lejos no se ve, Tan Solo, Farolito y Verano del 92’ entre otros.

Con su carisma de siempre, Ciro y su banda hicieron sonar más temas de los previstos, ante todo un nordeste rockero concentrado en el anfiteatro, enloquecidos con una de las bandas más emblemáticas del rock nacional. Después de varios bises, y resistiéndose a que la magia terminara, finalmente el recital cerró pasada la 1 de la mañana. Se espera así mucho más rock en el tercero y ultimo día de festival, un Corrientes Rock que terminó de confirmar que, al calendario de eventos nacionales, llegó para quedarse.