SECCIONES

PORTADA
POLÍTICA
ECONOMÍA
SOCIEDAD
UNIVERSIDAD
OPINION
ESPECIALES
HISTORIETA
MOMARANDU

SUPLEMENTOS

Suplemento de Cultura y Espectáculos Suplemento de Deportes Poesía, arte y literatura del Mercosur Galerías de fotos

CONTACTOS

CORREO DE LECTORES
ESCRÍBANOS

Cultura & Espectaculo Sábado 11 de junio de 2011 
MARCELO DELLAMEA

Un virtuoso en el Corrientes Música Viva
Con su manera tan particular de fundirse con la guitarra, el joven chaqueño y ya consagrado guitarrista Marcelo Dellamea, fue el responsable de abrir el concierto de la primera noche del Corrientes Música Viva.


Notas relacionadas
Skay sacudió de Rock al cierre del Corrientes Música Viva
Hilda Lizarazu celebra el Festival de Otoño
Recital para el “espíritu rebelde”
Otros títulos
Corrientes y “Casablanca”
Por primera vez un nicaragüense gana el Cervantes
Escritor goyano presenta “Cuando los ojos ven lo que no deben”
Nueva “Noche de los museos” para disfrutar
Teatro independiente italiano llega por primera vez a Corrientes
Encuentro con la artista plástica Montserrat Solís Carnicer en el CCU
Ofreció un repertorio variado, y luego dialogó con la prensa. “Me siento un privilegiado”, dijo. Cada acorde es sanguíneo. Marcelo mientras toca, sueña. Y hace volar con él a quien lo escucha. Tiene un talento maduro, la manera que tienen los grandes que han trabajado mucho. Pero él tiene apenas 20 años.

- ¿Cómo te sentís siendo, a tu edad, un guitarrista de trayectoria? – le preguntó momarandú.com terminado el espectáculo.

- “Un privilegiado” – respondió, enfático.

El músico, autodidacta y eximio guitarrista, dijo agradecer el haberse cruzado con artistas de la talla de Luis Salina y el Chango Spasiuk, quienes los han llevado a recorrer de su mano grandes escenarios. “Todavía me sorprendo”, admitió, al tiempo que aseguró encontrarse trabajando cada día “dando gracias a Dios por todas las cosas”.

- “¿Qué podrías decirle a alguien que, joven como vos, se sabe talentoso y busca surgir?” – preguntamos.

Con cierta timidez y esa humildad que le es tan propia, Marcelo se tomó un momento para reflexionar. Luego dijo “Si uno siente que lo suyo es la música, hay que seguir, y trabajar duro, con la certeza de que después las cosas van llegando, aunque parece que tarden mucho”, evaluó.

El joven también dijo que disfruta mucho de volver a Corrientes y a Resistencia. “Me encanta el rio, el paisaje, los amigos. Es volver a casa”, graficó, a la vez que lamentó no poder quedarse más días en esta visita. “Mañana estamos en Reconquista, pero seguramente en verano voy a poder volver por más días”, expresó.

Veinte años tiene. Grabó su primer CD, Calle 11, luego del respaldo ofrecido por Luis Salina, quien lo invitó hacen dos años a acompañarlo en su gira.

También grabó y es invitado a reiteradas presentaciones por el Chango Spasiuk. “El 16 de junio voy a abrir el espectáculo del Chango Valdez en el Teatro Gran Rex, y luego acompañarlo en sus presentaciones de Rosario y Córdoba”, adelantó a la prensa. Mientras sigue con la difusión de su primer disco, Marcelo anticipó que ya se encuentra trabajando en la elaboración de su segundo material discográfico.

Su presentación fue la primera de la noche. Interpretó temas de propios de distintos géneros: vals, blues y acordes de tango salieron de su guitarra, para hacer también versiones formidables de canciones de otros músicos. Así, Marcelo dio rienda a toda su dulzura al interpretar Che Pykasumi, una Guarania paraguaya de Eladio Martinez y José Antonio Flores que quiere decir, traducido “Pequeña Torcaza”.

Terminó de conmover con el tema que eligió para cerrar: “Canción de las simples cosas”, un clásico de Armando Tejada Gómez y Cesar Isella que pareció renacer en la versión instrumental de Dellamea acompañado de músicos locales como Pablo Bentos – bandoneonísta de Los de Imaguaré.

El público, agradecido, aplaudió su presentación, que fue ganado calor a medida que la gente iba ocupando sus lugares en la primera noche del Corrientes Música Viva 3.