SECCIONES

PORTADA
POLÍTICA
ECONOMÍA
SOCIEDAD
UNIVERSIDAD
OPINION
ESPECIALES
HISTORIETA
MOMARANDU

SUPLEMENTOS

Suplemento de Cultura y Espectáculos Suplemento de Deportes Poesía, arte y literatura del Mercosur Galerías de fotos

CONTACTOS

CORREO DE LECTORES
ESCRÍBANOS
Sociedad Corrientes Viernes 01 de mayo de 2003 
DIA DEL TRABAJO
Este 1º de mayo qué festejarán los jóvenes argentinos
(por Alcides Godano, para momarandu.com*). En los últimos 15 años en que la economía no generó puestos de trabajo, se fue consolidando un “modelo” de mercado laboral que excluye progresivamente a las personas con menor nivel de formación y a los jóvenes. Los jóvenes entre 15 y 24 años, sufren un desempleo que es dos o tres veces superior al de los adultos.

La Fatpren acusa al mundo financiero perverso


. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .
"Me siento miserable después de haber visto las tropas norteamericanas en el centro de Bagdad"
Combates en la capital por el control de palacios presidenciales
Atacaron el vehículo en que viajaba el embajador ruso
Alumnas de establecimientos locales convocan a una marcha contra la guerra
Una oleada de bombardeos de gran intensidad sacude Bagdad
Las profundas transformaciones ocurridas durante el último cuarto de siglo, han impactado en la estructura productiva y social de los países de América Latina. El nuevo modelo económico incluyó la liberalización de los mercados, el incremento de los flujos financieros internacionales, la desaparición del Estado “benefactor” y la reforma del mercado laboral.

Luego del crecimiento rápido de los primeros años de la década del 90, sobrevinieron las sucesivas crisis financieras mostrando la debilidad del andamiaje económico con repercusiones negativas sobre gran parte de la población.

Los países de la América Latina y Argentina en particular, comienzan a vivir una creciente desigualdad social reflejada en la concentración de la riqueza, la consolidación de la pobreza y el aumento en las tasas de desempleo con una importante “precarización” del mercado laboral.

En el gráfico se puede observar cómo a partir del año 92 crece el desempleo. También es importante señalar que hasta 1998, el desempleo en la ciudad de Corrientes fue inferior a la media nacional, mientras que a partir de ese año, el desempleo en nuestra ciudad supera al promedio de todos los aglomerados urbanos del país.

Esta situación se integra en un proceso de cambios sustantivos en el mercado de trabajo, con una tendencia a la flexibilización del empleo y a la demanda de mayores calificaciones, que coinciden con una oferta laboral de amplios grupos de jóvenes no pobres con niveles educativos relativamente altos. Se trata de una transformación productiva y ocupacional que se puede caracterizar como un cambio tecnológico y organizacional con los siguientes rasgos: disminución del empleo formal en relación de dependencia y con cobertura social, ampliación de la subcontratación, crecimiento de los sectores laborales desprotegidos y precarios (auto-empleo), profundización de la extensión del empleo en el sector terciario.

Ocupados en el sector informal y asalariados sin beneficios jubilatorios, por aglomerado. Octubre 2002

Los jóvenes en general, enfrentan todas las complejidades y obstáculos señalados, pero con mayor dificultad que la media de la población: la tasa de desempleo juvenil duplica y triplica la tasa de desempleo general.

Frente a esta realidad, la integración de los jóvenes provenientes de sectores populares resulta dificultosa, más aún si se consideran las discriminaciones de género, los residentes rurales y quienes tienen baja escolaridad, (el 57% de los jóvenes no ha completado el nivel secundario).

Según datos del INDEC en Argentina, sobre un total de 6.880.839 de habitantes de entre 15 y 24 años, el 53% vive por debajo de la línea de pobreza. Además, entre los jóvenes ha crecido el desaliento de forma alarmante. Casi el 15% de ellos no trabaja, no busca trabajo, no estudia ni realiza tareas domésticas. Si analizamos la población más pobre, ese porcentaje supera el 20%.

En éste contexto, la inserción laboral de los jóvenes genera preocupación de diversos tipos, el primera aspecto que consideraremos es el económico. Los jóvenes son los primeros perjudicados ante la crisis económica, y cuando consiguen trabajo, perciben una remuneración que es inferior a la mitad de la que perciben los adultos. La inserción laboral de los jóvenes crea una preocupación de tipo social. Jóvenes provenientes de hogares pobres, forzados a ingresar prematuramente al mercado de trabajo, poseen baja escolaridad y por ende deben optar entre el desempleo y la inserción precaria. Finalmente existe una preocupación de tipo político-ideológico. La asociación entre juventud y pobreza de cara a una sociedad de consumo que muestra a diario su opulencia, es generadora de violencia, delincuencia, drogadicción y otros comportamientos sociales aberrantes. Hemos intentado demostrar, muy brevemente en este artículo, que el modelo vigente, genera exclusión, empobrecimiento y como reacción explosión social, en una próxima nota, esbozaremos algunas propuestas para hacer frente a ésta situación. * Licenciado en Economía